Subir

Revistas

Desde mediados de la década de 1980 y hasta entrada la década de 1990, el cómic chileno comenzó a vivir un proceso de revitalización, principalmente alimentado por la experiencia española, de la cual adquirió una estética más ácida y contenidos de una gran dureza, lo que le valió a muchas de estas publicaciones ser censuradas en más de una oportunidad.