volver

“El Libro de los Espíritus” y su recepción en Chile

El Libro de los Espíritus fue escrito por el francés Allan Kardec (1804-1869), considerado como el maestro de esta doctrina. Su primera edición fue publicada en Francia el año 1857. Cinco años más tarde fue traducido del francés al español por personas cuya identidad se desconoce y publicado en Chillán. Desde allí esta obra se difundió hacia el resto del país y fue recibida de distintas maneras por la sociedad de la época.

Este libro jugó un papel importante en la propagación del espiritismo a nivel nacional, ya que Kardec compiló y definió en él su doctrina. Según el autor, el espiritismo "tiene por principios las relaciones del mundo material con los Espíritus o seres del mundo invisible. Los adeptos del espiritismo serán los espiritas o si se quiere los espiritistas" (El Libro…, p. 2).

La obra, estructurada en cuatro libros, abordó temas como la inmortalidad del alma, la naturaleza de los espíritus, las leyes morales y el porvenir de la humanidad. En la portada de la edición publicada en Chillán, se señaló que el libro fue escrito "según la enseñanza dada por los espíritus superiores por la intervención de diversos medios" (Allan Kardec. El Libro de los Espíritus. Imprenta Chillán, 1862).

Meses después de su publicación en Chile, el periódico El Porvenir, perteneciente a la misma imprenta, publicó un artículo refiriéndose a las críticas que la obra había recibido, especialmente por parte de la comunidad católica. De acuerdo a este medio, la publicación del libro tuvo el propósito de dar a conocer "una secta que se ha hecho célebre en estos últimos tiempos y no con el de imponer creencias a nadie". Asimismo, señaló que el traductor no tuvo la intención de "propagar herejías ni suscitar controversias religiosas ajenas del país en que vive" (El Porvenir, 23 de octubre de 1862, p. 2).

Los católicos también reaccionaron a la difusión de este libro. El 8 de noviembre de 1862 La Revista Católica publicó un Edicto Pastoral del obispo de Concepción, José Hipólito Salas (1812-1883), en el que condenó la obra. Según el obispo, el libro se hallaba "plagado de doctrinas contrarias a los dogmas más fundamentales de la fe y la moral cristiana" ("Pastoral del Ilustrísimo Señor Obispo de la Concepción condenando el libro titulado 'De los Espíritus', escrito por Allan Kardec". La Revista Católica, n° 748, p. 469). Asimismo, para que este edicto llegara a todos los miembros de la diócesis, el obispo ordenó que fuera publicado en las iglesias "en dos días de fiesta consecutivos a la hora de más concurso de los fieles" ("Pastoral…", p. 470).

Finalmente, entre los círculos espiritistas chilenos esta obra fue ampliamente difundida. Las revistas fomentaron su lectura para conocer la parte teórica de la doctrina, y su importancia para la difusión del espiritismo fue reconocida por sus líderes nacionales. En 1904, durante la velada literario-musical que organizó el "Centro de Estudios Psíquicos Eduardo de la Barra de Santiago" en honor al centenario del nacimiento de Kardec, uno de los asistentes pronunció un discurso donde afirmó que hasta la aparición de este libro, el espiritismo "no había poseído más que elementos esparcidos, sin coordinación, y cuyo alcance no había podido ser comprendido de todo el mundo" (A dónde vamos?, n° 21, 1904, p. 262).

Ministio(s) relacionado(s):

El espiritismo en Chile (1862-1925)

El libro de los espíritus

Los principios del espiritismo

Algo sobre espiritismo

Armonía entre la ciencia, la razón i la revelación

El espiritismo, los espíritus i los espiritistas en Santiago de Chile

Contestación al folleto titulado "El espiritismo, etc." escrito por el padre misionero Frai C. F. Benech: por un espiritista

Conferencias entre los espiritistas i los jesuitas en el colegio de San Ignacio: junio 19 de 1876

Hombres y espíritus: escenas filosófico-humorísticas

Algo sobre espiritismo

Reconvenciones pastorales sobre el espirítismo: dictamen del evanjelio

Compendio de la gran doctrina

Treinta y tres días de espiritismo ó sea desengaños de una espiritista

Lecciones de espiritismo para los niños

Las fuerzas naturales desconocidas (últimas investigaciones sobre el espiritismo)

El espiritismo

Nuevo catálogo general de las obras de espiritualismo trascendental

Nuevo devocionario espiritista: oraciones escogidas

Treinta y tres días de espiritismo

Voces de ultratumba: enseñanzas de los espíritus

En lo invisible: espiritismo y mediumnidad: tratado de espiritismo experimental: los hechos y las leyes

Amanecer

Difundamos el espiritismo: folleto número 1

Revelaciones de ultratumba : novela orijinal

Reflejo astral: revista espiritualista: año 1, número 1, 27 de junio de 1901

A dónde vamos?: año 1, número 1, 1 de noviembre de 1902

A dónde vamos?: año 2, número 13, 1 de noviembre de 1903

A dónde vamos?: año 2, número 16, 1 de junio de 1904

A dónde vamos?: año 2, número 24, 1 de febrero de 1905

La Voz de los muertos: hoja espiritista: número 1, 1907

La Voz de los muertos: hoja espiritista: número 2, septiembre de 1907

La Voz de los muertos: hoja espiritista: número 6, diciembre de 1907

La Voz de los muertos: hoja espiritista: número 9, diciembre de 1908

La Voz de los muertos: hoja espiritista: número 11, mayo de 1909

Revista de Estudios Psíquicos: año 12, número 139, octubre de 1915

Pastoral del Ilustrísimo Señor Obispo de la Concepción condenando el libro titulado ‘De los Espíritus’, escrito por Allan Kardec

Controversia espiritista, 1876

Conferencias contra los errores del espiritismo, en el Colegio San Ignacio

Conversando con el diablo

Carta al director en revista “Reflejo Astral”

Modo de comunicarse con los invisibles

Semejanza entre los fenómenos del Espiritismo i los de la Mística Católica

Una sesión interesante del Círculo de Estudios Psyquicos de Santiago

El espiritismo y los jesuitas

Luz del cielo

Homenaje a Allan Kardec: velada literario-musical

Centenario de Allan Kardec: velada literario-musical

Federación Espiritista Chilena

Arturo Prat

Centro “Jacinto Chacón”

Una comunicación con Allan Kardec

Nuestra obra: Centros "Jacinto Chacón" y "Eduardo de la Barra"

Centro de Estudios Psíquicos Allan Kardec

El Por qué de la vida

Segunda conferencia del Señor Vergara Antúnez

Un Papa espiritista

El Espiritismo

El espiritismo y la cuestión social

Apariciones de muertos comprobadas científicamente

Breve reseña sobre el espiritismo en Chile

Importantísimas sesiones mediamínicas en la capital

El espiritismo en la Academia de las Ciencias

¿Necesita Ud. hacer una consulta?

Consultorio espiritista, 30 de agosto de 1923

Consultorio espiritista, 6 de septiembre 1923

Consultorio espiritista, 13 de septiembre 1923

Consultorio espiritista, septiembre 1923

Consultorio espiritista, 27 de septiembre de 1923

Consultorio espiritista, 4 octubre 1923

Consultorio espiritista, 11 de octubre de 1923

Consultorio espiritista, 18 octubre 1923

Consultorio espiritista, 26 octubre 1923

Consultorio espiritista, 1 noviembre 1923

Consultorio espiritista, 8 noviembre 1923

Consultorio espiritista, noviembre 1923

Consultorio espiritista, 22 noviembre 1923

Consultorio espiritista, 2 de noviembre de 1923

Consultorio espiritista, 6 diciembre 1923

Consultorio espiritista, 13 diciembre 1923

Consultorio espiritista, 20 diciembre 1923

Consultorio espiritista, diciembre de 1923

Consultorio espiritista, 3 enero 1924

Consultorio espiritista, 10 enero 1924

Consultorio espiritista, 17 enero 1924

Consultorio espiritista, 24 enero 1924

Consultorio espiritista, 31 enero 1924

Consultorio espiritista, 7 de febrero de 1924

Consultorio espiritista, 14 febrero 1924

Consultorio espiritista, 21 de febrero de 1924

Consultorio espiritista, 28 febrero 1924

Consultorio espiritista, 6 marzo 1924

Consultorio espiritista, 13 marzo 1924

Consultorio espiritista, 20 marzo 1924

Consultorio espiritista, 27 marzo 1924

Consultorio espiritista, 3 abril 1924

Consultorio espiritista, 10 abril 1924

Consultorio espiritista, 17 abril 1924

Consultorio espiritista, 24 abril 1924

Consultorio espiritista, 1 mayo 1924

El espiritismo: artículo primero

El espiritismo: artículo segundo

Grupo de hombres en una sesión con un médium, realizada en la casa del astrónomo francés Camille Flammarion, 12 de noviembre de 1898