Subir

Hernán Baldrich

Hernán Baldrich, connotado bailarín y coreógrafo chileno se destacó siendo muy joven, poco antes de 1960, cuando estrenó su primera obra El combatimento de Tancredo y Clorinda (Il Combattimento de Tancredi e Clorinda). Luego ganó el primer premio en el Festival Internacional de Música de Río de Janeiro (en 1963), y el Premio de la Crítica de Santiago (en 1964). En 1966 fue co-director y coreógrafo del Ballet de Cámara del Instituto de Extensión Musical de la Universidad de Chile. Sus viajes por todo el mundo lo convirtieron en una personalidad de la danza y le permitieron afirmar su particular estilo coreográfico, donde se mezclan diversos elementos.

Recibió la Beca Guggenheim en 1964, distinción muy pocas veces otorgada en Danza, y menos a un latinoamericano.

De regreso en Chile, fundó, en 1977, la Compañía Mobile ("movimiento" en latín), donde confluyeron bailarines, escultores, modelos, diseñadores, actores, fotógrafos y pintores. Entre quienes integraron Mobile se encuentran: Malucha Solari, Ingerborg Krussell, María Angélica Téllez, Hiranio Chávez, Magaly Rivano; los actores Marés González y Eduardo Barril; escultores como Ximena Rodríguez, Tatiana Alamos y Juan Pablo Langlois; y el diseñador Marcos Correa, entre otros. Las obras de Mobile (entre las que se cuentan: Fedra (primera obra presentada por la compañía), Gran Sardana para Salvador Dalí, Cabaret y Gran Misa Ecuménica) contaron durante largos años con el apoyo del Goethe Institute, y posteriormente con el del Centro Cultural de Las Condes.