Subir

Segunda campaña de Cornelio Saavedra

A fines de 1868, las tropas chilenas conducidas por Cornelio Saavedra y José Manuel Pinto, entraron violentamente en el territorio mapuche, saqueando casas y cultivos, masacrando a la población civil y robando más de 2 millones de cabezas de ganado. Las tribus arribanas, comandadas por Quilapán, hijo de Manguin, se opusieron ferozmente al ejército, pero fueron derrotadas. Nada pudieron hacer frente a la táctica de tierra arrasada empleada por Saavedra y Pinto y el superior armamento de las tropas chilenas, que empleaban fusiles de repetición que no necesitaban recarga constante.

El ejército se retiró al finalizar el verano y el invierno fue particularmente cruel para los economía mapuche, privados de gran parte de su ganado y de su sustento. El hambre se generalizó y los propios medios de prensa de la capital reconocieron la brutalidad con la que se había actuado.